Somos un colectivo de desobediencia civil y acción directa que lucha contra la Crisis Climática mediante la adopción de un sistema agroalimentario basado en plantas
Futuro Vegetal
Acciones

Acciones

¡Te necesitamos para la próxima acción!

Esta primavera queremos desmantelar juntas la industria cárnica y para ello necesitamos tu apoyo.

El Gobierno ya no puede garantizar nuestra seguridad alimentaria y ha confirmado que va a seguir financiando con dinero público a las corporaciones multimillonarias cárnicas. Estas cinco corporaciones tienen el control de la mayoría de tierras cultivables de la península y están agotando y contaminando el agua y erosionando el suelo fértil.

No podemos seguir esperando, nos jugamos nuestra alimentación. Es por eso que vamos a dinamizar la mayor campaña de desobediencia civil de alta intensidad de la historia del movimiento climático en nuestro estado.

¿Podemos contar contigo? Apúntate en este link:


Si tienes algún problema con el formulario, escríbenos a info@futurovegetal.org

Desobediencia civil y acción directa no violenta

Somos un colectivo de desobediencia civil y acción directa no violenta (ADNV) que luchamos contra la crisis climática. Le exigimos al Gobierno que termine con las subvenciones a la ganadería y las emplee para promocionar alternativas social y ecológicamente responsables basadas en plantas.

Nuestras últimas acciones

FUTURO VEGETAL SE ENCADENA EN EL CARREFOUR DE S/C DE TENERIFE PARA PROTESTAR CONTRA LA CRISIS CLIMATICA.

Ya tenemos la primera acción de 2023. Nuestras compañeras se han encadenado y tirado sangre falsa en el Carrefour de Santa Cruz de Tenerife para manifestarse en contra del blanqueamiento que hacen grandes corporaciones como Carrefour de la industria cárnica.

La ganadería es responsable de más emisiones de gases de efecto invernadero que todo el sector del transporte mundial combinado. El IPCC asegura que es imposible limitar el aumento de la temperatura media global a 1.5º será imposible.

Carrefour, sin ir más lejos, es uno de los supermercados líderes tanto en nuestro país como a nivel europeo y opta por apoyar directamente a la industria cárnica blanqueando sus consecuencias a diario. Exigimos que se acabe de una vez con las subvenciones a esta industria ya que estamos en una emergencia. La ganadería es el sector más contaminante del mundo, el mayor usuario de agua y energía, se le dedica más de la mitad del agua del planeta, ocupa la mayoría del suelo cultivable y se le destinan decenas de millones de euros en subvenciones.

No podemos seguir igual.

Futuro Vegetal sabotea el mayor macromatadero de Europa

El macromatadero de Binéfar, en Huesca, tiene capacidad para matar hasta 30.000 animales al día.

La mayoría de su producción, proveniente de granjas situadas en Lleida y Huesca principalmente, se exporta a países del norte de Europa y China.

Esta semana, Futuro Vegetal entró en sus instalaciones y saboteó el sistema eléctrico de las cámaras frigoríficas y los túneles de oreo, paralizando la cadena productiva durante horas.

Esta acción se enmarca dentro de la campaña de Navidad del colectivo, el #JouJouJouChallenge.

Futuro Vegetal seguirá provocando daños económicos a las corporaciones ecocidas hasta que el gobierno acceda a su demanda: dejar de subvencionar la industria cárnica y fomentar las alternativas social y ecológicamente responsables basadas en vegetales.

Futuro Vegetal colapsa Madrid en la operación salida.

Activistas de Futuro Vegetal se han pegado a la M30 bloqueando la gran afluencia de coches por la operación salida de Navidad. 7 personas han reivindicado con este acto el fin de las subvenciones a la industria cárnica.

Con pancartas de “Atención obras: estamos construyendo un mundo mejor” y “Disrupción patrocinada por Campofrío”, 10 activistas han invadido los 5 carriles de la M30 y se han pegado al pavimento. El resultado ha sido colas de varios kilometros de retenciones. Esta es una acción dentro de la campaña #joujoujouchallenge a partir del anuncio de Navidad de este año de Campofrío. Este ha supuesto una mofa para los activistas climáticos por su indiferencia y difamación por la preocupación por la Crisis Climática de los jóvenes.

El Secretario General de la ONU, António Guterres, dijo durante la última COP27 en Epipto: “el reloj está corriendo. Estamos en la lucha de nuestras vidas y estamos perdiendo. Las emisiones de gases de efecto invernadero siguen creciendo. Las temperaturas globales siguen aumentando. Y nuestro planeta se acerca rápidamente a puntos de inflexión que harán que el caos climático sea irreversible”. 

Muchas jóvenes tienen pánico a las consecuencias del Colapso Climático, que cada vez se ve más cerca. Campofrío es una de las empresas líderes en producción cárnica en España. Su actividad es responsable de la contaminación de los acuíferos por purines en las zonas rurales locales y desforestación en el Amazonas, manifiesta una de las activistas. Otra de las portavozas señala que empresas como Campofrío estan vendiendo nuestro futuro, potenciando la desertificación y el incremento de gases de efecto invernadero en nuestro país.

La ganadería es una de los principales industrias emisoras de gases de efecto invernadero. Según la FAO y el IPCC, frenar el impacto de la ganadería es clave para frenar y mitigar la Emergenica Climática. Decenas de millones de euros se destinan en subvenciones a este modelo de negocio ecológicamente insostenible que promueve la despoblación del mundo rural.

Desde Futuro Vegetal esperan que esto sirva para llamar la atención y que se actúe en consecuencia con la gravedad de la crisis, tendiendo medidas encaminadas a una transición del sistema alimentario que protega el mundo rural, el medio ambiente y los animales. El colectivo propone invertir las subvenciones en redistribuir la producción hacia lo local, generando puestos de trabajo en el campo  y fomentando la soberanía alimentaria. Los activistas hacen un llamamiento a toda la población para que se levante contra las dinámicas que nos arrastran al precipio del Colapso Ecosocial. No podemos depender de la voluntad de las corporaciones ni de la inacción de los gobiernos, necesitamos ser el cambio. Es cuestión de vida o muerte.

Futuro Vegetal irrumpe en la fábrica de Campofrío

Activistas clímáticos han escrito consignas como “Campofrío: herencia de mierda”, “#corajevegetal” con spray en la sede de producción de Campofrío. Esta es una acción dentro de la campaña #joujoujouchallenge a partir del anuncio de Navidad de este año de Campofrío. Este ha supuesto una mofa para los activistas climáticos por su indiferencia y difamación por la preocupación por la Crisis Climática de los jóvenes.

Campofrío es una de las empresas líderes en producción cárnica en España. Su actividad es responsable de la contaminación de los acuíferos por purines en las zonas rurales locales y desforestación en el Amazonas, manifiesta una de las activistas. Otra de las portavozas señala que empresas como Campofrío estan vendiendo nuestro futuro, potenciando la desertificación y el incremento de gases de efecto invernadero en nuestro país.

La ganadería es una de los principales emisores de metano, un gas de efecto invernadero con veinte veces más capacidad de atrapar el calor que el dióxido de carbono. Según la FAO y el IPCC, frenar el impacto de la ganadería es clave para frenar y mitigar la Emergenica Climática. Decenas de millones de euros se destinan en subvenciones a este modelo de negocio ecológicamente insostenible que promueve la despoblación del mundo rural.

Desde Futuro Vegetal esperan que esto sirva para llamar la atención y que este actúe en consecuencia con la gravedad de la crisis, tendiendo medidas encaminadas a una transición del sistema alimentario que protega el mundo rural, el medio ambiente y los animales. El colectivo propone invertir las subvenciones en redistribuir la producción hacia lo local, generando puestos de trabajo en el campo  y fomentando la soberanía alimentaria. Los activistas hacen un llamamiento a toda la población para que se levante contra las dinámicas que nos arrastran al precipio del Colapso Ecosocial. No podemos depender de la voluntad de las corporaciones ni de la inacción de los gobiernos, necesitamos ser el cambio. Es cuestión de vida o muerte.

Protestamos desnudas y bañadas en sangre en Carrefour.

Compañeras de Futuro Vegetal han protestado desnudas y bañadas en sangre en el Carrefour de Barcelona frente a los productos de Campofrío. La corporación cárnica ha estrenado su anuncio navideño, en el que se ríen de toda la población y lavan su imagen frente al impacto de su modelo productivo en el territorio peninsular.

Futuro Vegetal destroza el parque infantil de El Corte Inglés.

Futuro Vegetal ha pintado Cortylandia, el parque infantil de El Corte Inglésde rojo y negro usando extintores modificados. Protestan contra el modelo agroalimentario que “es responsable directamente de la emergencia climática actual”, afirman desde el movimiento.

La acción ha sido organizada por Futuro Vegetal, que demanda al gobierno el fin de las subvenciones a la industria ganadera y el empleo de ese dinero para una transición a un sistema agroalimentario basado en plantas que sea social y ecológicamente responsable.

En la mañana del jueves cuatro militantes de Futuro Vegetal protestaban frente a El Corte Inglés de Preciados lanzando pintura sobre la conocida atracción navideña “Cortylandia”. El grupo señala que empresas como El Corte Inglés blanquean la realidad de la Crisis Climática y promueven un sistema de consumo basado en un modelo productivo insostenible.

“La ciencia nos asegura que acabar con la industria ganadera es una parte fundamental para mitigar la crisis climática y El Corte Inglés sigue promocionando su consumo mientras financia organizaciones negacionistas de la Crisis Climática” aseguró un militante de Futuro Vegetal.

Estas empresas explotan a sus trabajadoras, promueven el consumo de productos basados en petróleo o la destrucción de la biosfera; desde la industria textil a la ganadera, y expolian los recursos en regiones empobrecidas, todo para seguir aumentando su fortuna. El 1% de la población más rica del mundo contamina el doble que la mitad más pobre, 80 millones de personas frente a 4 mil millones. Las empresas que promueven el lujo y el consumo sin límites son un peligro para nuestra supervivencia.

“No pueden vender una imagen familiar mientras dañan el futuro de nuestras hijas, no queremos más lavados de cara”. Manifestaba otro de los militantes. “Las instituciones y las corporaciones tienen que asumir su responsabilidad y el daño que han hecho a nuestro planeta, necesitamos acciones contundentes ya”.

“Mientras las grandes empresas siguen haciendo como si no pasara nada, la resistencia a los macroproyectos ganaderos se extiende por todo el territorio estatal. Numerosas agrupaciones locales, como las de Pisoraca (Palencia), Noviercas (Soria), Bailén (Jaén), Limia (Ourense) o Els Plans De Sió (Lleida), se enfrentan al agronegocio sin encontrar respuesta alguna por parte de las instituciones”. Se lamentan desde Futuro Vegetal.

Futuro Vegetal interrumpe la Copa Davis para exigir urgentes cambios en el sistema alimentario

mientras tenía lugar el partido de cuartos de final de la Copa Davis de tenis entre España y Croacia, dos militantes de Futuro Vegetal han saltado a la pista y se han encaramado a la red, parando el juego en protesta por la emergencia climática y alimentaria.  Portaban pancartas con el mensaje “Desertificación = Hambruna” y “No hay deporte en un planeta muerto”  en una llamada a la urgencia de atajar la crisis climática. “Tengo terror por mi futuro y el de mi familia. No nos queda tiempo para seguir probando con las mismas tácticas con las que llevamos años alertando. La COP ha fracasado un año más. Necesitamos este tipo de eventos que atraen los ojos de todo el mundo para que la ciudadanía tenga la oportunidad de comprender la gravedad de lo que pasa”ha respondido una de las encadenadas al preguntarle por la relación con el evento deportivo.
Hace dos semanas, AEMET declaraba el mes de octubre como el más cálido de la historia, con una anomalía de 3.6°C por encima del valor promedio de referencia, superando los récords históricos. En la clausura de la COP el domingo pasado, el secretario general de la ONU reprocha que no se haya abordado la urgencia de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero señalando queSeamos claros. Nuestro planeta todavía está en la sala de emergencias”.

Los expertos climáticos llevan años alertando del papel de la ganadería como uno de los mayores causantes de la Crisis Climática que ya estamos sufriendo: según datos de our world in data, la gran mayoría de hectáreas deforestadas del amazonas se destinan a alimentar animales de granja (pastoreo y cereales para pienso), siendo la ganadería el principal deforestador del mundo y emisor de gases de efecto invernadero, por encima del sector transportes.

Las consecuencias del cambio climático ya afectan de forma preocupante la producción de alimentos en España. De acuerdo al reciente informe de la organización agraria COAG “el 6% del valor de la producción agrícola española, más de 550 millones de euros, se pierde cada año en España a consecuencia del cambio climático, advierte que un incremento medio de las temperaturas de 2 grados centígrados de aquí a 2050 incrementaría de forma exponencial el importe de la “factura climática” y puede poner en riesgo la viabilidad de cultivos como el viñedo, el aceite de oliva o el cereal”. 

A nivel local, la costa Mediterránea, además de ser una de las regiones más afectadas por la Crisis Climática, según el Panel Intergubernamental de Expertos del Cambio Climático (IPCC), está ya en proceso de desertificación.  A pesar de esta evidencia, España casi duplica el promedio mundial de consumo de agua al año, siendo destinada el 70% a agricultura y ganadería y, el 70% del grano producido en nuestro territorio es empleado por la ganadería. Además del enorme consumo de agua, la ganadería es la mayor contribuidora a la contaminación de los acuíferos y a la erosión del suelo fértil, comprometiendo nuestros cultivos. Nuestro sistema agroalimentario actual es económica y ecológicamente insostenible. Nos condena a hambrunas y muerte en los próximos años, mientras las cinco coorporaciones multimillonarias de la industria cárnica exprimen hasta la última gota de los recursos comunes. Es por esto que llamamos a la población a levantarse para recuperar su seguridad alimentaria, su soberanía sobre un derecho fundamental para todo ser vivo, la alimentación.afirman las activistas.

Cabe destacar que estos eventos deportivos no se encuentran totalmente al margen de la problemática denunciada: el tenista número uno del mundo, el español Carlos Alcaraz, está patrocinado por la gigante cárnica El Pozo, que fue objeto de protestas de este mismo colectivo en agosto, durante La Vuelta ciclista en Murcia, también financiada por esta marca.

Futuro Vegetal baña con “sangre y petróleo” vitrinas del museo Egipcio de Barcelona para alertar sobre la emergencia climática.

Esta mañana, dos militantes de Futuro Vegetal han bañado con “petróleo” falso la vitrina de una réplica de momia faraónica y rociado la pared con “sangre” falsa en el Museo Egipcio de Barcelona en señal de protesta por la emergencia climática. Acto seguido, se han pegado a las vitrinas cercanas y han desplegado una pancarta con el mensaje:  “COPCA COLA +2.5º”, haciendo referencia, por un lado, a la 27ª Conferencia de las Partes de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP27) que está tiendo lugar en Egipto, patrocinada por la multinacional CocaCola, corporación señalada como la mayor contribuidora mundial a la contaminación por plásticos (Break Free From Plastic Repport), y, por otro, a la subida de temperatura mundial que provocará un clima inestable y graves consecuencias en todo el planeta.

“Estoy aquí pegada porque no aguantamos más que los Gobiernos laven su imagen en COPs para engañar a la población sin efectuar medidas reales. Mientras la ONU prevee escenarios de 2,5 ºC, nuestros líderes políticos se sientan por 27ª en una mesa pagados por CocaCola, una corporación ecocida, para tomarse unas fotos y volver a sus países a no llevar acabo ninguna medida real” afirma una de las activistas. Finalmente ha asegurado que “necesitamos cambiar ya el sistema agroalimentario para adaptarnos a los escenarios de desastre a los que nos enfrentamos; si no, el arte quedará bajo las llamas de los incendios o el agua de las inundaciones”.

La  persona pegada a la vitrina opuesta declarara así su desconfianza en las instituciones: “Estamos ante el fin de la historia. El momento histórico que vivimos nos sitúa en dos posiciones, o revolucionamos el modo de vida que tenemos y provocamos un cambio de sistema radical que democratice la toma de decisiones con respecto al modelo económico y político o estamos abocadas a la extinción.” 

Actualmente, el 99% del plástico mundial se produce a partir de combustibles fósiles. “Nos cuesta mucho creer que la corporación número uno del mundo en contaminación por plástico no va a ejercer su influencia como patrocinadora de la COP27 a favor de sus intereses mercantiles, dada su total dependencia de los combustibles fósiles”. El año pasado, el gobierno de Escocia prohibió que las empresas de combustibles fósiles patrocinaran la COP26.

En el marco de la COP27, defensores de la justicia ambiental están manifestándose alrededor del mundo para exigir medidas contundentes. Desde Futuro Vegetal aseguran que el objetivo de este tipo de acciones es “comunicar la situación de emergencia a la que nos enfrentamos”. Afirman que, “las políticas sobre el cambio climático para 2030 nos llevan a un aumento de 2,5 ºC en 2060, lo que significa un aumento en frecuencia e intensidad de eventos climáticos extremos incompatible con la vida de la mayoría de los cultivos de consumo humano y las consecuentes pérdidas de cultivo y hambrunas. Los activistas climáticos egipcios no han podido manifestarse libremente durante la COP27, de hecho se detuvieron a una setentena de activistas climáticas días antes del inicio de ésta. El régimen autoritario de Egipto tiene suprimidos los derechos a la libertad de expresión y asociación, tal y como recoge Amnistía Internacional, teniendo registrados encarcelamientos a periodistas y militantes de ONGs de ayuda humanitaria.

Una vez llegaron los Mossos d’Esquadra, las activistas se desengancharon para colaborar con estos y, finalmente, no se produjeron detenciones. Se sabe que el Museo Egipcio presentará denuncia por daños a todos los asistentes, incluyendo a la prensa. Desde la web de Futuro Vegetal exigen al gobierno que termine con las subvenciones a la ganadería y las emplee para promocionar alternativas social y ecológicamente responsables basadas en plantas para afrontar el necesario cambio de sistema agroalimentario.

Futuro Vegetal se pega a “Las Majas” de Goya para alertar sobre la emergencia climática.

Esta mañana, dos jóvenes activistas de Futuro Vegetal se han pegado a los marcos de los cuadros de “La maja desnuda” y “La maja vestida” en el Museo Nacional del Prado en Madrid en señal de protesta por la emergencia climática. En medio de ambas pinturas han escrito el mensaje “+1’5º”, alertando sobre la subida de temperatura mundial que provocará un clima inestable y graves consecuencias en todo el planeta.

“Estoy aquí pegado porque la semana pasada la ONU hacía oficial que ya es imposible contener el calentamiento del planeta en 1,5 º, sobrepasando los límites marcados en el Acuerdo de París y comprometiendo nuestra seguridad alimentaria” afirma uno de los activistas. Ha asegurado también que, a pesar de que el 2021 fue el año con mayores emisiones de CO2 de la historia, no se han tomado las medidas necesarias para corregir esta realidad. Finalmente ha asegurado que, “necesitamos cambiar ya el sistema agroalimentario para adaptarnos a los escenarios de desastre a los que nos enfrentamos; si no, el arte quedará bajo las llamas de los incendios o el agua de las inundaciones”.

La segunda persona que se ha pegado a la obra de Goya ha exigido al gobierno que termine con las subvenciones a la ganadería y las emplee para promocionar alternativas basadas en plantas para afrontar escenarios como el de 2,5 º que prevé la ONU. Ha afirmado, además, que les da ‘miedo’ pensar en el futuro que les espera ante la inacción de los gobiernos: ‘la muerte de la naturaleza, del arte, y de la vida.’

En el marco de la COP27 (cumbre climática de la ONU de este año), defensores de la justicia ambiental están manifestándose alrededor del mundo para exigir medidas contundentes. Desde Futuro Vegetal aseguran que el objetivo de este tipo de acciones es “comunicar la situación de emergencia a la que nos enfrentamos”. Aseguran que, “las políticas sobre el cambio climático para 2030 nos llevan a un aumento de 2,5 º, lo que significa un aumento en frecuencia e intensidad de eventos climáticos extremos incompatible con la vida de la mayoría de los cultivos de consumo humano y las consecuentes pérdidas de cultivo y hambrunas.

Futuro Vegetal bloquea el acceso a la Cámara de Comercio de Lleida

Militantes de Futuro Vegetal han bloqueado el acceso esta mañana a la Cámara de Comercio de Lleida en protesta por la reunión que se iba a mantener allí ese día para la construcción del polígono de Torreblanca.

La construcción del polígono acabará con 433 hectáreas dedicadas al cultivo por parte de los payeses.

Lejos de promocionar la agricultura natural, sostenible y resiliente, las instituciones siguen apostando por la especulación inmobiliaria, la recalificación de terrenos y la deslocalización de la producción.

Llevaban también pancartas de apoyo a las compañeras de Rebelión Científica que están en prisión preventiva en Alemania.

Futuro Vegetal bloquea la entrada de la zona cárnica de Mercabarna

Futuro Vegetal ha bloqueado esta madrugada la entrada a la parte cárnica de Mercabarna en protesta por la promoción, desde las instituciones, del modelo agroalimentario industrial que, afirman, “es incompatible con la transición propuesta por el Panel Intergubernamental de Expertos para el Cambio Climático (IPCC) de la ONU”.

Un grupo de militantes ha bloqueado la carretera del área cárnica mientras reclamaban que “las instituciones y las grandes corporaciones nos condenan a un futuro funesto en el que la precariedad laboral y el caos climático serán la única opción. Tenemos que asumir el papel que se le ha impuesto a nuestra generación y actuarconforme a lo establecido por el IPCC para forzar el cambio que necesitamos”.

El bloqueo comenzó a las 04:00 de la madrugada y continúa activo en este momento (09:00) “colapsando toda la ronda que rodea el recinto”, en palabras de los Mossos d’Esquadra. Actualmente la Brigada Móvil se encuentra en el proceso de abrir la barrera humana.

Los participantes han denunciado la “incapacidad del Gobierno” para abordar la necesaria protección del medio ambiente y la vida en la tierra. La portavoz del colectivo destaca que la Crisis Climática “es consecuencia directa de un sistema económico y político que permite la impunidad de las grandes corporaciones. Es una cuestión de supervivencia reconvertir el modelo”.

El colectivo señala que las políticas públicas “siguen favoreciendo a las grandes explotaciones” mediante el sistema de subvenciones actual. Una política que, sostienen, nos lleva a los peores escenarios contemplados por el IPCC: el 74% del territorio está en proceso de desertificación según datos del Ministerio de Agricultura, y el modelo agroalimentario actual consume el 70% de los recursos hídricos de nuestro Estado al tiempo que exporta más del 60% de la producción agroalimentaria a otros países. El modelo industrial implica la dependencia de otros países para alimentarnos, como se ha puesto de relieve con la crisis de Ucrania, y la deforestación de grandes extensiones en regiones empobrecidas para la producción de pienso, como es el caso del Amazonas.

España cuenta con la mayor población ganadera de la Unión Europea, con casi 56 millones de cabezas de ganado (casi el 20% de la cabaña ganadera de los Veintisiete). Para Futuro Vegetal, las corporaciones y los distintos gobiernos han convertido nuestra tierra en una “zona de sacrificio donde se expolian nuestros recursos para el enriquecimiento de muy pocas manos“. Según recientes estudios, la eliminación mundial de la ganadería podría estabilizar los niveles de gases de efecto invernadero durante 30 años y compensar el 68% de las emisiones de CO2 de este siglo.

Futuro Vegetal da comienzo así a lo que denominan “una campaña de acciones de resistencia civil encaminadas a cambiar el sistema agroalimentario actual”: “tenemos derecho a defender nuestro territorio y nuestro futuro”, señala el colectivo al tiempo que invita a la movilización masiva a través de su página web. Una campaña que, esperan, “sacuda a los movimientos climáticos y sociales y sirva para que los activistas dejen de reclamar a las instituciones que tomen medidas y sean ellos mismos los que lideren el cambio. “Es una cuestión de vida o muerte. No hay tiempo que perder”.

Futuro Vegetal corta la Vuelta delante de su Patrocinador el Pozo

Activistas climáticos se encadenaron y tiraron pintura encima delante de la sede de El Pozo en Alhama de Murcia y han bloqueado la salida de los ciclistas durante la vuelta 2022, por ser este uno de los patrocinadores. El Pozo es una de las empresas con mayor responsabilidad sobre la Crisis Climática y la devastación del Medio Ambiente.

Después del caluroso verano con temperaturas récord, sequía extrema y crónica de incendios por todo el país, activistas de Futuro Vegetal bloquearon durante unos minutos la salida de los ciclistas de la sede de El Pozo, en Alhama de Murcia. Es bien sabido por los expertos climáticos y por las autoridades que la ganadería, especialmente la intensiva, es uno de los mayores causantes de la Crisis Climática que ya estamos sufriendo siendo, además, una de las regiones más afectadas por la Crisis Climática Murcia, donde todos los modelos prevén su desertificación.

Además, los activistas señalan que el sistema agroalimentario actual consume el 70% del agua estatal y envenena la restante por los purines, antibióticos y hormonas usados masivamente. Los animales estabulados comen pienso hecho con cereales como la soja, mayoritariamente importada del Brasil (según estadísticas de la UE, 7 de cada 8 hectáreas deforestadas lo son para producir pienso), y la alta demanda resulta en la destrucción del Amazonas.

Desde Futuro Vegetal hacen un llamamiento a toda la población para que se levante contra las dinámicas que nos arrastran al precipicio del Colapso Ecosocial. No podemos depender de la voluntad de las corporaciones ni de la inacción de los gobiernos, necesitamos ser el cambio. Es cuestión de vida o muerte.

Futuro Vegetal es un movimiento de desobediencia civil no violenta que lucha por alcanzar una sociedad resiliente frente a la Crisis Climática para el beneficio común, fruto del empoderamiento y la autogestión de la población. Nuestro objetivo es promover la Seguridad y Soberanía Alimentaria mediante un sistema agroalimentario basado en vegetales, con el mínimo sufrimiento animal (humano y no humano) posible para adaptarnos a las consecuencias de la Crisis Climática y acercarnos al objetivo de justicia ecosocial.

Futuro Vegetal interrumpe la Velada del Año 2

Dos compañeras de Futuro Vegetal han interrumpido la pelea estrella de La Velada del Año 2 entre David Bustamante y Mr. Jagger, el evento de boxeo de Ibai Llanos.

Con camisetas que hacían referencia a la Crisis Alimentaria derivada de la Crisis Climática, dos espontáneas saltaron al ring y se encadenaron a las esquinas para impedir el normal desarrollo del evento. En declaraciones posteriores, Mr. Jagger, agradeció a las activistas su participación por “traer un asunto tan grave al foco mediático“, reconociendo que “frente a un problema tan grave como la Crisis Climática, la pelea no parecía tan importante“.

Nuestras compañeras fueron retenidas y propuestas para sanción por los Mossos D’Esquadra.

Elecciones andaluzas

¡Teñimos de rojo las elecciones andaluzas!
Como protesta por la falta de debate público durante la campaña electoral sobre la soberanía alimentaria y su relación con la Crisis Climática en la región más afectada de la Unión Europea hemos lanzado pintura roja biodegradable en las sedes andaluzas del PP, VOX, PSOE e IU.
¿Qué harán los políticos cuando las hambrunas lleguen a Andalucía? ¡No actuar y ni siquiera hablar de ello es una conducta genocida!

Sede del PSOE en Madrid

Exigimos al PSOE un cambio en las subvenciones dirigidas a la ganadería. Tras las declaraciones de Pedro Sánchez respecto a la polémica de las macrogranjas nos pegamos en la sede del PSOE en Madrid para protestar por la inacción del ejecutivo en torno al imprescindible cambio de sistema alimentario.

Futuro Vegetal llena de lápidas los jardines del Ministerio de Transición Ecológica.

Con la consigna “Teresa Ribera mata callando: el ecocidio de la ganadería”, activistas de Futuro Vegetal han condenado el silencio de la Ministra en la polémica desatada sobre las macrogranjas. Los ciudadanos señalan que, según Naciones Unidas, la industria ganadera es la principal responsable de emisión de gases de efecto invernadero a nivel global.

Las activistas han escenificado el desastre que conlleva la ganadería con mensajes como “DEP animales”, “DEP Amazonas”, “DEP océanos”, “DEP agua potable” y “DEP planeta habitable”, acompañados de cifras de estos acontecimientos, colocando lápidas en los jardines del Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico.

Simultáneamente, pegaron carteles a la fachada con frases como “la ganadería es responsable de más emisiones de gases de efectos invernadero que todo el sector del transporte mundial combinado”, “la ganadería es el mayor usuario de tierras del planeta y el principal impulsor de la deforestación en el mundo”, “un cambio masivo a nivel mundial de los alimentos de origen animal tendría un impacto significativo y casi inmediato a la solución de la Crisis Climática” o “Silencio e Inacción = Extinción”.

Futuro Vegetal denuncia: «el silencio e inacción del gobierno en estos asuntos muestra lo distante que está de la necesaria protección del medio ambiente y los animales». Una vocal del movimiento climático y por los derechos de los animales ha insistido en que: «una transición del sector a un sistema 100% vegetal aportaría múltiples beneficios como aguas más limpias, mejor salud de la población, disminución considerable de las emisiones de los gases de efecto invernadero y reducción de la desforestación y el extractivismo».

Victòria Domingo, portavoz del colectivo, ha reivindicado que: «la actividad ganadera es un sin sentido ecológico que debe detenerse de inmediato, promoviendo alternativas basadas en plantas para el sector de forma social y ecológicamente responsable». «Esta misma semana, el gobierno australiano decidía invertir mil millones de dólares en la Gran Barrera de Coral, ¿por qué nuestro gobierno no actúa a la altura de las circunstancias?» preguntaba la portavoz.

Acción frente al Ministerio de agricultura

La ganadería es responsable de más emisiones de gases de efecto invernadero que todo el sector del transporte mundial combinado.

Apenas 4 familias controlan los 5 conglomerados de empresas más importantes del estado español con una facturación de casi cuatro mil millones de euros.

Exigimos al Gobierno de España que termine con las subvenciones a la ganadería y las emplee para promocionar alternativas responsables con el medio y la sociedad basadas en plantas.

El debate no puede ser macrogranjas sí o no, tiene que ser ganadería sí o no.